La noticia de que estaba embarazada.

El día 19 de diciembre de 2016, era un día especial, los nervios estaban rondando por mi cuerpo, la cabeza en un grado alto de saturación ya que tenía un examen de una asignatura de la carrera muy importante.

Como todo estudiante sabrá o al menos el 90%  de nosotros, todas las cosas que se nos vayan ocurriendo son más interesantes que ponerte a hincar codos las horas antes del examen. 

Este fue mi caso exactamente, me puse a hablar con mi madre por teléfono y me acorde que llevaba unas 3 semanas de retraso en mi periodo.

No fue un detalle al que le  preste mucha atención ya que en épocas de exámenes las hormonas las tienes revueltas, por lo tanto no significaba nada.

Para mi sorpresa mi madre si le dio importancia y me dijo que me realizará un predicto y claro, yo para que iba a esperar a hacérmelo después del examen… con las mismas le escribí a mi pareja que estaba en la peluquería y le puse “cuando vengas a casa, compra un predicto en la farmacia ( le dejé bien claro que comprará el más barato, ya que solo era para descartar y después seguir con nuestras vidas tan normales)”.

Llegó a casa y como bien le había dicho me trajo el más barato, me metí en el baño y me lo realicé, mientras salía o no salían las rallitas lo deje en el pollete del lavabo, y ambos nos pusimos a mirarlo como si fuera a aparecer y en un segundo quitar.

No tardó ni 3 minutos cuando salieron dos rallitas ( positivo) 😳

Lo único que recuerdo fue una sonrisa por parte de él y mi entrada en un bucle del cual no podía salir, ya que me provocó una especie de agobio, mareo, ganas de llorar, tristeza, felicidad…. un cúmulo de sentimientos muy raros… rompí a llorar en un ataque de histeria, le pedí a mi pareja que fuera corriendo a la farmacia a traerme otro, ( esta vez el más caro que hubiese), cuando me lo trajo me lo volví a realizar y me salió que estaba de 2-3 semanas de embarazo. 😳

Llame corriendo a mi madre y a mis abuelos, superada totalmente por la situación, no me podía creer que a mis 22 años, sin finalizar la carrera y sin un trabajo estable.. estuviera embarazada, no era nada como había planeado, suena duro decirlo pero lo pase muy mal.

Mi familia me dio su apoyo absoluto, incluso se alegraron muchísimo, pero yo seguía en estado de shock.

El examen os podéis imaginar cómo me salió después de la noticia…

Al día siguiente cuando me desperté, rece porque todo hubiera sido un sueño, pero no!!! Era realidad completamente.

Ese día ya me fuí concienciando de que no tenía que mirar solo lo negativo de la situación, ya que la llegada de un bebe es un momento precioso.

Así pasaron los días, y cada vez estaba más contenta, a la semana me dijeron que de tan poquito tiempo lo podía perder.. y ahí fue cuando me dí cuenta que no lo quería perder que quería tenerlo, cuidarlo y verle ya la carita ❤️  Ya solo me quedan 4 semanas para finalizar mi gestación y no veo el momento de tenerlo en mis brazos y protegerlo ❤️

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s